Del roble al iceberg: tipos, usos y trucos para preparar la lechuga

Os explicamos qué tipo de lechuga es mejor para cada ocasión y os contamos por qué es menester comprarla entera

LARA SÁNCHEZ

19/11/2021

Cada vez es menos habitual ver a alguien comprar una lechuga completa, con todas sus hojas. Los supermercados han acabado por ofrecer la bolsa o las bandejas preparadas, y los restaurantes y los particulares han caído en la tentación de comprarlas o de ofrecerlas al público. Son muchos los que piensan que comprando esta bolsa acaban ganando económicamente, pero nada más lejos de la realidad. Una lechuga entera tiene más frescura, más vitaminas y no contiene gas inerte. Además, acaba siendo más barata que la bolsa, que se ha de tirar a los dos o tres días. ¡Aquí os contamos algunos secretos de la lechuga que vale la pena saber!

 

Lechuga romana / Thinkstock

Lechuga romana / Thinkstock

Una lechuga para cada uso

  • Hoja de roble. Para dar color a las ensaladas variadas. Tiene la hoja crujiente, firme y rizada. Es de textura fuerte y proporciona un gusto dulzón al plato.
  • Mantequilla. Una lechuga de gusto fino y sabroso, con textura mantecosa y hojas finas, que la hacen apta para comerla cruda, en ensaladas, rellenos, envoltorios... Pocas calorías y mucha agua.
  • Escarola. Para el 'xató'. Una planta invernal con las hojas de un color verde claro y un sabor más bien amargo. Puede ser de hoja lisa o rizada, como la de cabello de ángel.
  • Romana o larga. La lechuga más típica. Una lechuga de hojas alargadas, con los bordes enteros y un nervio central ancho, blanco y crujiente. Para ensaladas y bocadillos.
  • Maravilla. Para dar gusto y color a las ensaladas. De hojas onduladas, con los bordes rizados y consistentes, que forman un cogollo redondeado y denso.
  • Iceberg. Una buena propuesta para guarniciones y cócteles de gambas. Con las hojas largas redondeadas y crujientes, tiene forma de cogollo compacto. Es muy resistente al frío.
  • Trocadero o francesa. Una variedad redondeada, con hojas suaves y dispersas, de aspecto carnoso, bordes lisos y ondulados y poco crujientes, y un nervio central poco desarrollado.
Cultivo de lechuga / Thinkstock

Cultivo de lechuga / Thinkstock

Cómo conservar la lechuga

  • De entrada, fresca. Que no esté nada mustia y que tenga, incluso, gotitas de agua (de origen, se entiende).
  • Cuanto más verdes, mejor. Las hojas exteriores son más sabrosas y saludables. Aprovechadlas.
  • En la nevera. Conservad la lechuga en la nevera sin que toque las paredes, en la zona menos fría y dentro de una bolsa.
  • Despacio. Arrancad las hojas que haga falta, y el resto que continúe entero y sucio en la nevera.
  • Con las manos. Lavarla de golpe y meterla en la nevera activará su oxidación; para minimizarla, arrancad las hojas con las manos y no las troceéis.
  • Metálico, no. Si decidís usar un cuchillo, que sea de cerámica (o de plástico). El metal oxida.
  • A chorro de grifo. No dejéis las hojas en remojo. Lavadlas de una en una y secadlas enseguida.
  • Huir del centro. ¿Secarlas o quitarles el agua os da pereza? Centrifugadlas.
  • En la mesa. Aliñadla al momento. Si lo hacéis antes, el ácido del vinagre la marchitará.
  • De casa. Comprad lechuga de variedades diferentes y mezcladlas. El 'mezclum' casero es más barato, sabroso y nutritivo que el de bolsa.
Portada Cuina 255

REVOLUCIONAMOS LA NAVIDAD!

  • Todo el que te hace falta para ser un 'foodie' de verdad
  • Mateu Casañas, Oriol Castro y Eduard Xatruch

UN AÑO DE CUINA POR SÓLO 49,90€

SUSCRÍBETE

Números atrasados

© Som * La cultura de tots. Todos los derechos reservados. C/ Premià, 15. 2a planta. 08014. Barcelona.

Con la colaboración de:

Este sitio web utiliza 'cookies' propias para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios y, también, el análisis de los hábitos de navegación de los usuarios. Si usted continúa navegando, acepta la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador para, si así lo desea, impedir que éstas sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que esta acción podría ocasionar dificultades de navegación de la página web. Más información Acepto